Logística 4.0 ¿Una verdadera revolución?

Bajo la sombra de la Industria 4.0, tan de moda en los últimos tiempos, nace necesariamente la Logística 4.0, pero ¿en qué consiste y qué aporta?

Está claro que la tecnología ha revolucionado, y sigue haciéndolo, muchos aspectos de la vida, y entre ellos, nuestro concepto de industria.

En un mundo cada vez más global y más interconectado, pero con exigencias en el consumo cada vez más estrictas, la industria se ha visto obligada a reinventarse en una nueva revolución para dar paso a la Industria 4.0.

Tecnologías disruptivas como la comunicación entre máquinas (M2M), tecnología RFID, el cloud computing o el Internet of things (IOT) han contribuido a un avance espectacular en los procesos productivos.

La cadena de suministro es una parte esencial de la industria, y, por lo tanto, se ha visto también obligada a adaptarse a ese nuevo modelo productivo.

Hay quien considera que esta adaptación no es una verdadera revolución, sino la implantación de sistemas tecnológicos modernos para la resolución de los problemas tradicionales.

Sea como fuere, la Logística 4.0 ha llegado para quedarse y dar un empujón a los procesos industriales actuales.

¿En qué consiste la Logística 4.0?

La Logística 4.0 aboga por una interconexión total entre los diferentes actores de la cadena de suministro, como pueden ser, instalaciones, personas, máquinas o productos.

El intercambio de información en tiempo real debe ser una realidad si la logística 4.0 debe apoyar a la industria 4.0.

Intercambio información

Esto permite optimizar la producción justo a tiempo (JIT) tan demandada en la industria actual.

Todos los sistemas deben formar parte de una red hiperconectada que permita gestionar en tiempo real stocks, necesidades y ubicaciones, entre otros.

Además de la conectividad, la logística 4.0 apuesta por una digitalización de todos los procesos, que afectará a todas sus partes. Transportes con GPS, trazabilidad en las mercancías mediante etiquetas RFID o control automáticos de stocks en una almacén son sólo algunos ejemplos de esta digitalización.

¿Qué puede conseguir la Logística 4.0?

Son muchos los ámbitos donde esta logística puede mejorar los procesos tradicionales. Estos son algunos ejemplos:

  • Trazabilidad: Cada vez es más necesario conocer toda la información acerca de un producto. Las etiquetas RFID son una revolución dentro del control de stocks y trazabilidad.
Trazabilidad
  • Omnicanalidad: Una apuesta clara por los fabricantes actuales es poder distribuir sus productos en cualquier canal de venta en un mundo global. La digitalización de la cadena es clave en este punto.
  • Producción justo a tiempo (JIT): Como ya se ha explicado antes, es vital para la reducción de costes fabricar sólo el stock necesario en el momento adecuado. Sólo con una cadena de suministro totalmente digitalizada se puede conseguir.
  • Planificación de la demanda: Totalmente relacionada con el punto anterior, es necesario adelantarse a la demanda del usuario para adaptar stocks al mínimo. El Big data, junto con el Bussines Intelligence cumplen un papel esencial en este punto.
  • Logística adaptada a las necesidades: Tanto almacenes como transportes deben ser involucrados en este modelo para poder cerrar el círculo. Tecnologías GPS, etiquetados inteligentes o tecnologías de comunicación avanzadas ayudan a cumplir el objetivo de la Industria 4.0
Logística adaptada a las necesidades

¿Qué queda por llegar?

Está claro que la tecnología sigue avanzando cada vez más rápido porque su curva de aprendizaje es exponencial.

¿Qué nos podemos encontrar en el futuro cercano?

Aunque ya existen, estarán completamente implantados en los procesos industriales tecnologías como los drones, vehículos autónomos, impresión 3D, redes neuronales, computación cuántica, Blockchain así como muchas otras.

Red neuronal

El futuro está lleno de posibilidades y muchas de ellas formarán parte de la Logística 4.0, 5.0…….

Si quieres más información, no dudes en consultar la sección de Bibliografía.


OTROS ARTÍCULOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.